Una vida normal con artritis reumatoide

Una vida normal con artritis reumatoide

La artritis reumatoide, puede llegar a ser un problema muy serio, no tanto por el malestar físico que podría causar, sino por el aspecto psicológico, sin embargo se debe informar a los pacientes con esta enfermedad, que pueden llegar a tener una vida tranquila y normal aun después de ser diagnosticados con la patología. La artritis reumatoide, es una de las patologías más frecuentes de España, de hecho afecta a las de 250.000 habitantes, en su mayoría mujeres. En su mayoría los pacientes comienzan a entrar en depresión al ser diagnosticado. En muchos casos se tardan en dar un diagnóstico, pues es considerada una enfermedad invisible.

Muchas veces las personas al recibir la noticia de ser pacientes de esta tétrica enfermedad suelen quedar desamparados y asustados, sin muchas esperanzas en un futuro mejor. Casi en el 23% de la población sufre algún tipo de enfermedad reumática, esto las convierte en enfermedades frecuentes. Algunas patologías pueden acortar las esperanzas de vida hasta por 10 años, empeorando la calidad de vida y trayendo otras enfermedades, sobre todo a nivel cardiovascular.

Las enfermedades reumáticas constituyen una de las causas principales de discapacidad en España, algunos estudios dictan que afecta en la edad activa de la vida del humano y en estos momentos tienden a limitar, no tanto por el aspecto físico, sino por el psicológico. El 35% de la población puede llegar a tener bajas en la productividad, y un 29% de la población con una enfermedad reumática se encuentra incapacitado.

En lo que respecta a la artritis reumatoide, se calcula que en España el 35% de los pacientes presentan un grado de minusvalía, pero aun así siguen trabajando y hay un 71% que ha solicitado que se le reconozca algún tipo de minusvalía. Según un estudio realizado en el 2007 se tiene que existe una gran cantidad de incapacitados por esta patología.

Las enfermedades reumáticas suelen aparecer entre los 20 y los 45 años, es decir en la edad fértil de la vida, este es el momento más devastador para recibir esta noticia. El dolor comienza en los pies y se extiende hasta la mandíbula, muchas veces no pueden hacer nada, ni siquiera desnudarse, todo se vuelve más difícil y esto tiende a frustrar al paciente.

Después de un impacto psicológico ¿Cómo ver la vida con optimismo?

Pues aunque te hayan diagnosticado con una patología de este tipo, puedes tener una vida feliz y tranquila, las terapias combinadas pueden ayudarte a tener una vida normal, una vez pases por el trauma de saber que padeces una enfermedad degenerativa es momento de comenzar a poner manos a la obra.

Existen distintos fármacos que van a permitirte conseguir beneficios rápidos y hacer frente a lo que viene. Si se hacen puentes con un trabajo multidisciplinario, la artritis reumatoide puede hacerse a un lado, existen fármacos que te ayudarán a mejorar los síntomas e incluso e inhibir la progresión de los daños articulares, además te ayudarán a reducir la fatiga y la discapacidad. Solo tienes que salir que levantarte con ganas de seguir y poner manos a la obra a tu curación y de esta forma tener una vida mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *